miércoles 14 de febrero de 2024
  • Temas del Día

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Somos Pymes. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
BRICS

Brasil ratifica su apoyo "inequívoco" a una sola China 

El pronunciamiento llegó luego de las elecciones en Taiwán.
Somos Pymes | Redacción Somos Pymes
Por Redacción Somos Pymes 19 de enero de 2024 - 19:45

Brasil manifestó el viernes al Gobierno de Xi Jinping su apoyo "inequívoco" al principio de una sola China.

Lo hizo tras la victoria en las elecciones presidenciales de Taiwán del oficialista William Lai, defensor de la independencia de la isla, que Pekín considera una provincia rebelde.

Brasil junto a una sola China

"Recordamos el apoyo histórico, consistente e inequívoco de Brasil al principio de una sola China", afirmó el canciller brasileño, Mauro Vieira, en una declaración conjunta en Brasilia junto con su homólogo chino, Wang Yi, de visita oficial en el país sudamericano.

El jefe de la diplomacia china agradeció que "todas las instituciones de Brasil" defiendan las aspiraciones anexionistas sobre Taiwán, en medio del temor a un recrudecimiento de las tensiones tras el rotundo triunfo del oficialista Lai, que hasta ahora era vicepresidente.

En el Palacio de Itamaraty, sede de la Cancillería, el funcionario brasileño recordó que la posición de Brasil, contraria a la independencia de la isla, fue reforzada también durante la visita del presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, a China en abril del año pasado.

Entonces, el mandatario se reunió con su par chino, Xi Jinping, para relanzar la relación bilateral después de los roces que hubo con su antecesor en el cargo, el ultraderechista Jair Bolsonaro (2019-2022), un anticomunista declarado.

China es el mayor socio comercial de Brasil desde 2009 y uno de los grandes inversores extranjeros en el país.

En este contexto, el Gobierno de Brasil, mayor economía de América Latina, reiteró su defensa de una sola China frente a la intención de Lai de aumentar las capacidades militares de Taiwán, reforzar la independencia económica de la isla y estrechar lazos con Occidente, en especial con Estados Unidos.

El Ejecutivo de Xi Jinping considera, por su parte, que la victoria de Lai no representa "la opinión mayoritaria en la isla", que en su opinión quiere "forjar lazos más cercanos" con China frente a las acciones que buscan la "independencia de Taiwán".

Poco después de los comicios, China sumó un nuevo aliado en su ofensiva diplomática después de que Nauru, una diminuta nación insular del Pacífico, rompiese relaciones con Taiwán con la intención de acercarse a Pekín.

Así, Taiwán ya solo conserva el reconocimiento diplomático de doce Estados, siete de ellos ubicados en América Latina y el Caribe, entre ellos Paraguay, Guatemala y Haití.

Acercamiento entre dos potencias de los BRICS

Vieira y Wang encabezaron la IV Reunión del Diálogo Estratégico Global Brasil-China y repasaron asuntos del ámbito internacional, regional y bilateral.

El canciller brasileño comentó que "intercambiaron visiones" sobre la invasión militar rusa en Ucrania, para la que ambos países apuestan por una salida negociada, y la guerra entre Israel y la milicia islamista de Hamás en los Territorios Palestinos.

Ambos analizaron cómo "pueden contribuir para la solución de esos graves conflictos".

Vieira valoró el peso de Brasil y China, que integran el foro de los BRICS junto con Rusia, India y Sudáfrica, en lo que calificó como "un nuevo mundo en construcción".

"Poseemos grandes territorios y poblaciones, y compartimos intereses y visiones del mundo. Somos dos de las diez mayores economías globales y representantes del sur global en los foros internacionales", apuntó.

En esa línea, Wang Yi reivindicó la "fuerza moral" del sur global, y en especial de China y Brasil como "miembros importantes" de ese conjunto de países emergentes, para construir una "multipolaridad mundial" más "equitativa" e "inclusiva".

"Brasil y China son conscientes de su responsabilidad" y están comprometidos con "la unión de los países en desarrollo, la promoción de la paz y el desarrollo del mundo", afirmó el canciller chino, quien tiene previsto entrevistarse con Lula este mismo viernes en la Base Área de Fortaleza, en el noreste del país.

Asimismo, animó al Gobierno de Lula a trabajar de forma conjunta para "elevar a un nuevo nivel" la asociación estratégica global que mantienen ambos países desde 2012.

"Necesitamos dar continuidad a los éxitos del pasado y abrir una nueva perspectiva de futuro", defendió.

Aseguró que la relación Brasil-China es hoy "más madura y resiliente", pero al mismo tiempo manifestó que hay espacio para "profundizarla" todavía más en áreas tradicionales, como agricultura, minería e infraestructura; y otras nuevas, como la economía verde.

También incidió en impulsar el intercambio cultural y favorecer el turismo entre ambos países y, en este sentido, Brasil y China firmaron un acuerdo para ampliar la vigencia de los visados para negocios y turismo desde los cinco hasta los diez años.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar