sábado 24 de febrero de 2024
  • Temas del Día

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Somos Pymes. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Creatividad, innovación y espíritu

Me quedé sin trabajo, tengo más de 40 años: ¿Qué hago?

¿Emprendo o busco empleo? ¿Cuál es la mejor opción? Analizaremos diferentes situaciones y perspectivas para que puedan ayudarte a clarificar el camino.

Somos Pymes | Gonzalo Otalora
Por Gonzalo Otalora 26 de enero de 2024 - 18:46

Si te despidieron, cobrás indemnización y pensás emprender, lo que tenés que saber es que los negocios llevan tiempo para ser rentables.

Y no tiene que ver con vos; es la naturaleza misma de un emprendimiento.

Emprender después de los 40 años

Si buscás emprender para que el primer mes te dé ganancias y con eso vivir, es un camino MUY RIESGOSO.

Primero, porque suponés que te irá bien y, en general, lo primero que hacemos cuando emprendemos no siempre es aceptado por el mercado; hay que ajustar y nos lleva, al menos, 6 meses y más encontrar el camino.

Cualquier masterplan suele ser un pifia plan.

Otra opción es pensar en invertir en una franquicia. ¿Cuál es la ventaja? Es un negocio que funciona y, si elegís bien, en 18 meses a 24 meses ya vas a ver las ganancias.

Es decir, adquirís todo el aprendizaje que otro aprendió a las piñas y su secreto del éxito para facturar todos los días.

No es para cualquiera, pero si lográs adaptarte es una gran transición para pasar sin sobresaltos de empleado a emprendedor.

Otra ventaja es que las franquicias te acompañan en el proceso. No estás solo.

Emprender y trabajar al mismo tiempo

Otra opción es buscar un trabajo part-time para asegurarte un ingreso hasta que el negocio empiece a rodar.

El crecimiento te resultará más lento, pero con la tranquilidad de tener ingresos para pagar tus cuentas, mientras trabajás en tu futuro.

No querés emprender y te cuesta mucho conseguir trabajo.

En este caso, la sugerencia es que aprendas a vender. En principio, para venderte a ti mismo y, segundo, porque es un puesto muy demandado, y tus ingresos van a depender de lo que tú hagas, no del sueldo que disponga la empresa.

Y si no consigo trabajo y no tengo mucho dinero para invertir.

La salida es la venta directa. Para ingresar tienes que invertir poco dinero, te capacitan “gratis” y aprendés la habilidad más rentable de todas: vender.

Hay muchas más opciones y caminos. Lo más importante, es que hagas lo que hagas, lo emprendas con ganas (un negocio o un trabajo) y que cualquier paso que vayas a dar requiere esfuerzo, dedicación y trabajo.

Cualquier solución mágica es solo eso, mágica.

Entonces: ¿Qué elegís, emprender o buscar trabajo?

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar