lunes 20 de mayo de 2024
  • Temas del Día

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Somos Pymes. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Panorama del sector

Massa vs. Milei: qué es lo que más les preocupa a las PyMEs de cara al balotaje

Ante la inminencia de la segunda vuelta, y los cambios en el escenario político, es bueno volver a enumerar las inquietudes que aquejan al sector que más empleo genera. ¿Por qué es imprescindible que los candidatos atiendan estos temas?
Somos Pymes | Chris Dátola
Por Chris Dátola 25 de octubre de 2023 - 11:28

Los empresarios PyMEs padecen muchos males. Algunos que se pueden mencionar: el desorden macroeconómico, la inflación, el dólar desdoblado, la incertidumbre a futuro y la crisis institucional que se viene profundizando durante los últimos años.

Tanto en informes sectorial como en charlas cotidianas con los protagonistas del sector surgen tres principales preocupaciones:

  • Orden macroeconómico, estabilidad monetaria y recuperación de las instituciones democráticas: Los empresarios PyMEs reclaman un plan económico que ponga fin a la inflación, el dólar desdoblado y la incertidumbre a futuro. También exigen una recuperación de las instituciones democráticas, que se han visto debilitadas en los últimos años.

  • Repensar el sistema tributario: Lo consideran complejo, regresivo y representa una gran carga para las empresas. Reclaman una reforma que simplifique el sistema, lo haga más justo y equitativo.

  • Modernización de la Ley Laboral e inclusión social: Los empresarios PyMEs consideran que la Ley Laboral argentina es obsoleta y genera incentivos para la informalidad. Reclaman una reforma que modernice el sistema y promueva la inclusión social.

Orden macroeconómico, estabilidad monetaria y recuperación de las instituciones democráticas

La inflación es una de las principales preocupaciones de los empresarios PyMEs. En los últimos años, la inflación ha sido alta y persistente, lo que ha dificultado la planificación y la inversión. El dólar desdoblado también es un problema, ya que genera incertidumbre y distorsiones en los mercados.

Los empresarios PyMEs también están preocupados por la debilidad de las instituciones democráticas. La inestabilidad política y la falta de confianza en el Estado son factores que dificultan el desarrollo de las empresas.

Repensar el Sistema Tributario

El sistema tributario argentino es complejo, regresivo y representa una gran carga para las empresas. Los empresarios PyMEs reclaman una reforma que simplifique el sistema, lo haga más justo y equitativo.

El sistema tributario argentino es uno de los más complejos del mundo. Las empresas deben cumplir con una gran cantidad de normas y regulaciones, lo que genera costos administrativos y de cumplimiento. El sistema también es regresivo, ya que grava más a las empresas con menor capacidad de pago.

Modernización de la Ley Laboral e inclusión social

La Ley Laboral argentina es obsoleta y genera incentivos para la informalidad. Los empresarios PyMEs reclaman una reforma que modernice el sistema y promueva la inclusión social.

La Ley Laboral argentina fue sancionada en 1974 y desde entonces ha sufrido pocas modificaciones. El sistema es inflexible y genera costos laborales elevados, lo que dificulta la contratación de nuevos empleados.

La informalidad laboral es un problema grave en Argentina.

Según la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el 37,6% de los trabajadores argentinos son informales.

La informalidad genera un círculo vicioso de pobreza y desigualdad.

Las preocupaciones de los empresarios PyMEs son un reflejo del estado de la economía argentina. El país enfrenta una crisis económica y social sin precedentes, que se ha agravado en los últimos años.

Los empresarios PyMEs son los que más sufren esta crisis, ya que se ven afectados por la inflación, la inestabilidad económica y la falta de confianza.

Las propuestas de los empresarios PyMEs son razonables y necesarias para reactivar la economía y generar empleo.

Un plan económico que ponga fin a la inflación y la inestabilidad económica sería un primer paso para recuperar la confianza de los empresarios y los inversores.

Una reforma tributaria que simplifique el sistema y lo haga más justo sería un incentivo para las empresas formales. Y una reforma laboral que promueva la inclusión social sería una forma de reducir la informalidad y generar más empleos.

Es importante que los candidatos presidenciales tomen en cuenta las preocupaciones de los empresarios PyMEs. Si el próximo gobierno no toma medidas para resolver estos problemas, la economía argentina seguirá estancada y el país seguirá perdiendo oportunidades.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar