Edición Nº: | | Dolar: 94,71/ 100,71

Petroleros piden más vacunas y amenazan con paralizar Vaca Muerta

El secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas de Neuquén, Río Negro y La Pampa, Guillermo Pereyra, reclamó al Gobierno nacional que propicie las condiciones para adquirir dosis de la vacunas contra el Covid-19 para sus afiliados.

En ese sentido, resaltó que si no obtiene respuestas convocará a un paro en el yacimiento de Vaca Muerta el 11 de junio.

"Esperaremos hasta el viernes próximo, sino vamos a retirar a los compañeros de los yacimientos. Que se aíslen en sus casas, no podemos estar exponiéndolos permanentemente. Nos han fallecido siete compañeros en dos semanas", aclaró el gremialista en declaraciones radiales.

El líder sindical informó que está intentando por distintas vías adquirir sus propias vacunas para inocular a sus afiliados y a otros trabajadores de la cadena petrolera, pero no logró concretar acuerdos con laboratorios pese a que estaban avanzadas las conversaciones.

"Queremos comprar y no encontramos la forma. Que los privados no pueden comprar, que hay que hacerlo a través del Gobierno Nacional. En el Gobierno Nacional no hay una bajada de línea clara para todos aquellos que quieran comprar vacunas", enfatizó Pereyra (foto).

NOTAS RELACIONADAS:

Vaca Muerta logró un récord de producción de petróleo

Vaca Muerta llegó a un récord histórico de fracturas

Y agregó: "Estamos hablando con AstraZeneca, incluso con AstraZeneca de Israel tuvimos muy avanzadas las negociaciones pero chocamos con esto. El tema central es que nadie que quiera traer vacunas para que en forma particular pueda hacer su campaña de vacunación".

"Únicamente el Gobierno nacional tiene todas las herramientas que traerlas que es depósitos en bancos de afuera del país, chocamos con la resolución del Banco Central de que no se pueden sacar dólares del país", graficó.

"Queremos comprar 300.000 dosis, que son para 150.000 personas. Y nosotros tenemos unos 25.000 trabajadores, serán 30.000 las vacunas que necesitamos. Serían 60.000 dosis. Y el resto las queremos donar a las provincias de Rio Negro y de Neuquén porque las provincias tienen toda la logística para vacunar y nosotros no tenemos nada", ilustró Pereyra.

"Por supuesto que vamos a compartir esto. Teniendo las vacunas propias el ministerio de Salud provincial va a empezar a poner a disposición esas vacunas. Nosotros como contrapartida al excedente de vacunas que tenemos la ponemos a disposición para el resto de la población. Esa es nuestra propuesta y no tenemos respuesta", lamentó.

Sobre la posible medida de fuerza, el ex senador dijo que "es una medida de prevención hasta que que el virus deje de circular para poder salir a trabajar tranquilamente".

A su vez, Pereyra planteó que "el promedio de edad de los trabajadores petroleros es de 39 y 40 años, entonces no entran en el plan de vacunación y se están contagiando de una manera alarmante".