Edición Nº: | | Dolar: 65,91/ 70,91

Convirtiendo la crisis del coronavirus en una oportunidad para tu marca

¿QUÉ PUEDO HACER?. Este es el momento para que, quienes tenemos la responsabilidad sobre la dirección y sobre el marketing de nuestras organizaciones, además de resolver los temas que nos estallan por todos lados también pensemos cómo podemos agregar valor a nuestros clientes para sus críticas necesidades actuales.

Sí, porque es en este tipo de situaciones donde las marcas legendarias le sacan kilómetros de distancia al resto, o empiezan a convertirse en una.

¿QUÉ ESTÁN HACIENDO OTROS?

Algunas ya lo están haciendo. Los usuarios reaccionan a las buenas acciones de las marcas durante la crisis del coronavirus.

En este sentido, España y Estados Unidos llevan la delantera, pero también ya en Argentina las marcas han empezado a reaccionar. Estos son algunos casos:

Movistar España le está regalando a sus clientes hasta 30Gb adicionales durante dos meses.

También amplió su oferta de contenido de entretenimiento incorporando DisneyPlus a su plataforma.

Por su parte, los usuarios le pidieron a Disney que adelantara el lanzamiento de su plataforma en España proyectado para fin de marzo.

La marca, aunque no pudo darles lo que ellos querían, pero demostró estar atenta y escuchándolos y respondió con mucha empatía:

Los museos cerraron, pero salen a ofrecer visitas virtuales y contenido didáctico online. El Prado, el Thyssen, el Reina Sofía o la Biblioteca Nacional programaron actividades online para seguir disfrutando de la cultura en días de cuarentena.

NOTAS RELACIONADAS:

Consolidar en la nube para ser más ágiles en el negocio

Empresas de servicios le dan prioridad a los canales digitales

En el caso del Reina Sofía a través del hashtag #ElReinaEnCasa da acceso a este tipo de contenidos, como por ejemplo un micrositio que invita a “Repensar el Guernica”.

En Argentina algunas marcas como Mercado Libre salieron rápidamente a demostrar su apoyo :

Si querés seguir viendo casos de lo que están haciendo las marcas, entrá acá.

Sino, seguimos y te damos algunos tips de cómo avanzar hacia esto, en tu empresa.

¿QUE TENEMOS PARA GANAR?

¿Cómo se lo vendo a la organización?

_La relación costo beneficio ROI puede ser monstruosa (con muy poco podemos lograr mucho).
_Tremendo valor agregado a la marca, hacia los clientes y hacia adentro, indeleble con el tiempo.
_Tenemos, en su mayoría, mucha gente con tiempo disponible y nerviosa, esto nos da una misión.
_Podemos unir objetivos de negocio (branding, fidelización…) con responsabilidad social empresaria.

¿OK, ESTAS PREPARADO?

Si vas a intentarlo en tu empresa, esto requiere considerar algunos aspectos esenciales:

La Empatía: es el momento para poner a prueba qué tan bien conocemos a nuestros clientes. Visualicemos entonces: Ellos están confinados en sus casas o con movilidad muy reducida, atemorizados, sobresaturados de información, sin saber cuando termina esto o en que puede derivar o si se van a quedar sin alimentos o insumos básicos.

¿Cuáles son sus angustias y problemas en este particular momento, relacionados con el mundo de nuestro producto o servicio? Ahora, miremos un poco más allá, ¿qué otras cosas les preocupan sobre las cuáles podríamos pensar también?

Hagamos una lista lo más extensa posible y ordenemos jerárquicamente, o por tipo de cliente.

Si tenemos dudas, llamemos a algunos clientes y preguntémos: ¿A quién le puede molestar que le pregunten en qué te podemos ayudar?

La innovación: Aplicando el pensamiento innovador a generar Valor. Primero definamos, uno o más de esos problemas en un desafío a resolver. Una vez bien definido empecemos a buscar posibles soluciones que tengamos a mano, o que podamos desarrollar rápidamente. Solos o integrando a terceros.

Poniéndonos en acción: Ya tenemos definido el problema y algunas ideas de solución. Podemos consultar con algunos clientes para ver si ellos también piensan que nuestra solución es valiosa.

En paralelo podemos desarrollar alguna versión prototipo para ver si nuestra solución funciona. No es tiempo de cosas perfectas. En una crisis la velocidad vale más que la perfección. Podemos corregirlo sobre la marcha.

Aumentando la escala: Ok, sabemos que los clientes lo valoran y probamos que nuestra idea funciona, ahora es el momento de llevar todo a su máximo alcance. Sumemos a toda la organización, aprovechemos que hay muchas personas trabajando a media máquina y que se sentirán encantadas por hacer algo útil. El sentido de misión es una vitamina para la cultura de una organización en tiempos de crisis.

¿HAY CLAVES PARA EL ÉXITO?

Por supuesto, como en casi todas las cosas.

_Tener soporte y apoyo de la dirección de la organización.
_Armar un equipo multidisciplinario y colaborativo.
_Aplicar metodologías apropiadas para conducir el proceso (Design Thinking, etc.)
_Tener soporte de especialistas para conducir el proceso (Podemos ayudarte, contactanos)
_Estar dispuesto a implementar rápido. Nuevamente, lo perfecto es enemigo de lo que posible y de lo que sirve.

Fuente: www.nanothinking.lat