viernes 14 de junio de 2024
  • Temas del Día

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Somos Pymes. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Estado de los cultivos

Lluvias retrasaron el final de la cosecha de algodón en Santa Fe

Hay algodonales con rebrotes o en inicio, que afectarían aún más la cosecha y la calidad de la fibra.
Somos Pymes | Redacción Somos Pymes
Por Redacción Somos Pymes 23 de agosto de 2023 - 13:07

Las lluvias registradas esta semana en el norte de la provincia de Santa Fe retrasaron la parte final de la cosecha de algodón.

La producción se completó en la zona Este y se paralizó en la Oeste, donde hasta el momento se recolectó el 95% de la superficie sembrada.

El efecto de las lluvias en el algodón de Santa Fe

El informe semanal que elaboran el Ministerio de la Producción de la provincia y la Bolsa de Comercio de Santa Fe mostró que la interrupción se dio "en la zona deprimida de los Bajos Submeridionales (departamentos Vera y Nueve de Julio), donde quedaban algunos lotes en pie".

Además, por las elevadas temperaturas y la presencia de humedad ambiente se observaron algodonales con rebrotes o en inicio, lo que afectarían aún más la cosecha y la calidad de la fibra.

Los rendimientos se mantuvieron en los valores de semanas anteriores, con mínimos de entre 1.000 y 1.100 kilogramos por hectárea y máximos de entre 1.700 a 1.800 kilos, con algunas parcelas de hasta 2.500 kilos y valores máximos puntuales en el oeste de 4.000 kilos.

La campaña 2022/23 "se extendió más de lo normal por problemas de humedad en el período de siembra, déficit hídrico, distribución de precipitaciones irregulares y desiguales a lo largo de su ciclo, que se reflejó en los rendimientos obtenidos".

Condiciones del maíz en Santa Fe

El otro cultivo que está en etapa de cosecha es el maíz tardío, que hasta ahora tiene un grado de progreso del 80%, con un adelanto semanal de cinco puntos y un retraso de 16 puntos comparado con el mismo período de la campaña anterior.

Los rendimientos promedio obtenidos oscilaron desde mínimos de entre 7 y 9 quintales por hectárea, máximos de 30 a 45 quintales y lotes puntuales que alcanzaron de 50 a 75 quintales.

"Los valores fueron muy heterogéneos, siempre en relación con los montos de las precipitaciones acumulados, y fueron los lotes sembrados en primera instancia los que obtuvieron mejores resultados", graficó el informe sectorial.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar