Edición Nº: | | Dolar: 55,06 / 59,06

La Bolsa cerró la semana con un baja de 2% por el efecto Fitch

Las acciones de las empresas líderes que cotizan en la Bolsa de Comercio finalizaron la rueda del viernes con una baja 2,04 por ciento y un Merval situado en los 30.406,65 puntos, luego de empezar el día con tendencia alcista.

La plaza bursátil local tuvo una semana negra signada por la crisis económica, financiera y política que disparó el resultado electoral de las PASO.

A media jornada del viernes se conoció la decisión de la calificadora de riesgo Fitch de rebajar la nota soberana de Argentina y ubicarla en categoría de default.

El panel líder se vio afectado por una nueva caída del dólar contado con liqui.

Las bajas del día fueron lideradas por los papeles de Banco Macro (-5,1%); Central Puerto (-3,9%); e YPF (-3,7%).

En el caso de la petrolera argentina tuvo impacto directo -al igual que en papeles como Petrobras (-3,9%), cotizantes en el panel general- el congelamiento de los precios de los combustibles por 90 días, dispuesto por el Gobierno.

Con la merma de este viernes, el panel líder acumuló en la semana un derrumbe superior al 30% en pesos como consecuencia de los temores políticos y económicos que generó el resultado adverso para el Gobierno las elecciones primarias del domingo.

En lo que va del mes, la Bolsa acusa una merma del 27,7%, mientras que en el año solo gana un 0,4% frente a una inflación proyectada por analistas de al menos un 60% en 2019.

En el segmento de la renta fija, los principales bonos soberanos en dólares cerraron con bajas generalizadas luego de que la agencia calificadora Fitch redujera la nota de Argentina ante "la alta incertidumbre política después de las PASO".

Entre los más operados, el Bonar 2024 cedió un 8,4%, el Bonar 2037, un 6,7%; el Par, un 5%; el Discount, un 1,9%; y Bonar 2020, un 0,2%.

El riesgo país argentino, que mide la banca JP Morgan, caía 94 unidades, a 1.644 puntos básicos, luego de trepar hasta los 1.960 puntos el miércoles como máximo desde noviembre de 2008.

A su vez, Wall Street concluyó con ganancias en sus tres indicadores impulsado por un repunte en los bonos públicos, que han estado bajo la lupa esta semana después de que la curva de rendimiento de los títulos a 2 y 10 años se invirtiera brevemente, causando temores a una posible recesión.

Al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones de Industriales subió un 1,20% o 306,62 puntos, situándose en 25.886,01, en tanto que el selectivo S&P 500 avanzó un 1,44%, o 41,08 puntos, hasta los 2.888,68.

El que más ascendió fue el índice Nasdaq, donde cotizan los principales grupos tecnológicos, un 1,67% o 129,38 unidades, hasta 7.895,99.

El parqué neoyorquino atravesó una buena jornada de principio a fin y puso punto final a una semana volátil marcada por el desplome de 800 puntos en el Dow Jones el miércoles, su peor día del año, cuando se produjo la curva invertida de la deuda.

NOTAS RELACIONADAS:

Bolsa porteña: papeles y bonos tuvieron su día de recuperación
La Bolsa evitó una caída mayor y los bonos siguieron en picada

La preocupación por una recesión ha sido también alimentada por el intercambio de amenazas sobre aranceles entre Washington y Pekín, pese al retraso en las tarifas que ha anunciado el presidente Donald Trump, y por los malos datos económicos de China y Alemania.

Hoy animó a los inversores un repunte en los intereses de la deuda: la del bono a 30 años, que había caído a mínimos históricos, se situaba al cierre de la sesión en el 2,012%; la de 10 años en el 1,55% y la de 2 años en el 1,489%.

El sector financiero se vio claramente beneficiado y avanzó un 1,86%, impulsado por grandes bancos como JPMorgan Chase (2,40%), Bank of America (3,01%) o Citigroup (3,49%).

Destacaron también el industrial (1,90%), el tecnológico (1,88%) y el de los materiales básicos (1,76%), mientras que la menor ganancia fue para las empresas de servicios públicos (1,35%).

Entre las 30 firmas cotizadas del Dow Jones de Industriales, lideraron los progresos 3M (2,99%), Dow (2,60%), Walgreens (2,42%) y Apple (2,46%). Sin ninguna firma en rojo, quedaron cerca de la línea plana Chevron (0,02%) y McDonald's (0,09%).

Con todo, los tres indicadores despidieron el conjunto de la semana con pérdidas: el Dow retrocedió un 1,53%, el S&P 500 un 1.03 y el Nasdaq un 0,79%.

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) trepó un 0,7% y culminó a 54,87 dólares el barril, debido al alza que se vive hoy en Wall Street, aunque la revisión a la baja de las previsiones de demanda de la OPEP impidió que las ganancias fueran mayores.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva york (Nymex), los contratos de futuros de WTI para entrega en septiembre sumaron 40 centavos respecto al cierre de la jornada previa.

El movimiento se produce tras dos días marcados por el temor a una recesión, entre la guerra comercial Estados Unidos-China, los malos datos económicos procedentes de ese país y de Europa y, más recientemente, la caída en los rendimientos de la deuda pública.

Finalmente, el índice Ibovespa de la bolsa de Sao Paulo, el principal referente del mercado brasileño de acciones, interrumpió este viernes una secuencia de tres sesiones a la baja y en la última jornada de la semana cerró con un ascenso del 0,76%, para situarse en los 99.805 puntos.

En la semana, el índice acumuló una variación negativa del 4,02%, empujada por el triunfo en las elecciones primarias de Argentina del peronista Alberto Fernández y su fórmula a la Vicepresidencia Cristina Fernández de Kirchner frente al actual presidente Mauricio Macri.

Macri, que busca su reelección, es del agrado del mercado brasileño por su política neoliberal y alineada con el actual presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, quien públicamente siempre ha expresado su respaldo al colega argentino.

Así, el llamado 'efecto Argentina', que llevó a la bolsa de Buenos Aires a vivir un 'lunes negro' con un desplome del 37,9% y al peso argentino perder casi un 19% de su valor en ese día, arrastró también a la plaza paulista, que perdió en la semana el listón simbólico de los 100.000 puntos.

Este viernes, el parqué se anotó un volumen financiero de 18.499 millones de reales (unos 4.624 millones de reales), con un poco más de 2,4 millones de negociaciones totalizadas.

El Ibovespa osciló entre una puntuación mínima de 99.059 enteros, en la apertura de operaciones, y una máxima de 100.566 unidades, cuando llegó a subir un 1,52%.

En el mercado de divisas, el dólar cerró la última sesión de la semana con una suba del 0,33% frente al real, negociado a 4,00 reales tanto para la compra como para la venta en el tipo de cambio comercial brasileño.