18 de Agosto de 2018

Banner Principal 01 - Matias Perazzo

La recuperación económica de Brasil refuerza la necesidad de una reforma fiscal

Valora este artículo
(0 votos)

Según los analistas, el problema es que si bien el mercado ve que es imprescindible, en la carrera electoral todavía no surgió ningún líder claro dispuesto a hacerla.

En Três Lagoas, en el estado de Mato Grosso do Sul, el lugar donde se encuentra la planta de celulosa más grande del mundo que pertenece a la compañía brasileña Fibria Celulose, el gerente de operaciones forestales Tomás Balistiero muestra con orgullo la habilidad de quienes talan los arboles para alimentar la fábrica.

Mediante un gráfico muestra la producción récord de un único operador durante un turno de 9 horas: 1.702 eucaliptos talados, es decir un árbol cada 19 segundos.

Otro operador hace una demostración de cómo lo hacen, mediante una consola similar a la PlayStation desde la cabina de mando de una cosechadora. La máquina recoge un eucalipto con sus dientes, lo serrucha en la base y quita la corteza y las ramas dejandolo tan suave como una banana. En segundos corta el árbol en trozos de 6,5 metros de largo, los apila como si fueran fósforos.

"Acá hay muy poca gente y mucho terreno", dijo Balistiero. "La productividad es muy elevada".

Fibria, la compañía de pulpa de eucalipto más grande del mundo, está por agrandarse aún más después de que se fusione con Suzano, el productor número dos del país. Sus operaciones ofrecen un ejemplo de cómo en los últimos años Brasil ha sobrevivido a su peor recesión de la historia.

El PBI de Brasil creció 1% el año pasado, lo que mostró una recuperación después de los dos años anteriores en los que se produjo una contracción de 7%. Por el contrario, la actividad agropecuaria se expandió 13% en 2017.

Una cosecha abundante permitió que bajara la inflación a niveles históricos. El índice de inflación oficial de Brasil registró un alza de precios de 2,7% en el año hasta marzo, su nivel más bajo desde 1999.

El desempeño de la agricultura, en gran parte impulsado por las exportaciones hacia China, y la menor inflación fueron acompañados de tasas de interés de referencia de 6,5%.

Se prevén tasas de crecimiento económico de 2,75% para este año y 3% para el próximo, según una encuesta del banco central.

La recuperación podría todavía ser más espectacular si el candidato que gana las elecciones presidenciales en octubre rápidamente implementa reformas económicas. La más importante es el tan necesario replanteo del sistema previsional estatal, que es considerado insostenible, Muchos empleados públicos, en particular, se jubilan a los 55 años.

"La ventana de oportunidad está acá", dijo Marco Abrahão, director de banca privada de la firma de inversiones Credit Suisse Hedging-Griffo, que administra 115.000 millones de reales en activos.

NOTAS RELACIONADAS:

Con el dólar en el retrovisor, el Banco Central de Brasil mantuvo las tasas de interés

Brasil bajará las exportaciones de autos por la crisis argentina

"Si alguien entra ahora con una agenda de reformas, sería la primera vez que sucede ésto en Brasil en un momento en que también tenemos tasas de interés bajas y poca inflación".

El problema, aseguran los analistas, es que si bien el mercado ve la necesidad de una reforma fiscal, en la carrera electoral todavía no surgió ningún líder claro dispuesto a hacerlo.

La mayoría de los candidatos desde la centro izquierda hasta la extrema derecha, por ejemplo, parece tener voluntad de aplicar una reforma previsional, pero la incertidumbre está en qué velocidad y con qué nivel de efectividad podrían querer hacerlo.

El actual presidente Michel Temer, no logró convencer al Congreso de que apruebe la enmienda constitucional necesaria para la reforma al régimen jubilatorio, pese a haber encabezado la cámara baja en tres oportunidades,

"Hay incertidumbre, especialmente con la política fiscal, sobre cuál será el enfoque del nuevo gobierno", dijo Mario Mesquita, economista jefe de Itaú Unibanco. La incertidumbre "está demorando las decisiones de la gente", agregó, sobre si su gasto irá al consumo privado o a la inversión".

Parte de la incertidumbre ya se refleja en el desempeño económico. La producción industrial en el primer trimestre de 2018 fue de -0,1%, comparado con las expectativas del mercado de un crecimiento de 0,6%.

Alberto Ramos, economista de Goldman Sachs, dijo que si bien él espera que las tasas de interés bajas y la demanda externa eleven la producción industrial este año, otros factores podrían entrar en juego, como el reciente deslizamiento de la moneda de Argentina, uno de los socios comerciales más importantes de Brasil.

En un reciente informe, Ramos señaló que la industria brasileña "podría enfrentar vientos en contra" si la turbulencia financiera de Argentina reduce el crecimiento del mercado automotriz, que es clave para las exportaciones brasileñas.

Brasil también podría enfrentar problemas a raíz de los efectos colaterales que deja en los mercados emergentes el alza de las tasas interés estadounidenses, sostienen los analistas. Los rendimientos de los bonos del Tesoro norteamericano suben mientras las tasas de referencia en Brasil marcan mínimos récord, lo que fomenta una liquidación de divisas. El real de Brasil ya se depreció a sus niveles más bajos desde 2016.

El banco central anunció que incrementará su venta de swaps de dólares apuestas contra el dólar que tienen el efecto de sostener el real diciendo que son necesarios para suavizar los movimientos del mercado cambiario. Sin embargo, algunos economistas afirman que las consecuencias para Brasil del ciclo de tasas de interés estadounidenses deberían ser tolerables.

"Brasil tiene fundamentals externos muy favorables, como el reducido déficit de la cuenta corriente, la deuda externa modesta y las elevadas reservas de divisas", señala una nota del banco español Santander.

Fuente: Joe Leahy / Financial Times

Comentario en Facebook

Copyright 2012 © - Todos los derechos Reservados | Design by ideas2.com.ar